miércoles, 4 de febrero de 2015

¿Qué nos impide ser verdaderos adoradores?


Hola queridas, ¡estamos en el Ayuno de Daniel y vamos a hacer de él como si fuese el primero y último en nuestra vida! Usted que aún no comenzó, sea por el motivo que sea, aún hay tiempo, pero no pierda esta oportunidad. Espero que el post de hoy les haga reflexionar y tomar una nueva posición en relación a su vida espiritual.
Creo que estamos por entrar al reino de la presencia y gloria de Dios de una manera que jamás hemos experimentado. Estamos por sumergirnos por completo en esas aguas que saciarán nuestra sed. Esas aguas fluirán a través de nosotros y nunca más seremos los mismos.
Pero la gloria de Dios en medio de nosotros siempre demanda cambios. Cuando Su gloria nos alcance, no podremos estar cargados con pecados, enojo o amargura. Todo ese peso se tornará como gravedad espiritual para impedirnos ascender a la gloria de Dios y de sumergirnos por completo en esas aguas.
Entonces, debemos primeramente reconocer nuestro estado espiritual, ser humildes para aceptar y confesar, para que esa gloria no se deje de manifestar en este ayuno.
Esa gloria se va a exponer cualquier área de nuestra vida que este impidiendo que adoremos a Dios.
Mientras adoramos a Dios, tenemos que tener la consciencia que es una guerra que se levanta contra nosotros.  El diablo odia nuestra adoración. El desea impedirnos que exaltemos a Dios y le adoremos.
¿Por qué esa guerra  se levanta contra nosotros? En esta guerra el diablo intentará destruirnos del llamado y de la visión de Dios para cada uno de nosotros.
No quite sus ojos de Jesús, la táctica del diablo es atacarnos tan intensamente para que usted desvíe los ojos de Jesús aún por un momento.
Usted puede estar por enfrentar esa guerra sin saber el por qué. Mientras tato usted puede haber visto, durante la adoración a Dios, que ha sido continuamente distraída en relación a la manera en que le gustaría adorarlo. Tal vez usted hasta encuentre dificultad para concentrarse cuando llega delante de Dios. Aún estando en conjunto con la iglesia o en momentos personales en su casa, si usted está pasando por esa guerra ahora, quiero que sepa que Dios la liberará en este preciso momento. El colocará un cántico nuevo en su boca. Lo mejor está por venir, ¡pero tenemos que hacer primero una limpieza en nuestra casa!
Obstáculos se levantarán para impedir su adoración, pero usted tiene poder de decisión.
Y una vez la casa limpia, el diablo no es más capaz de distraerla en la adoración, así entraremos en la presencia de Dios con corazones puros y un espíritu firme.
En estos días del ayuno hablaré sobre la verdadera adoración, pues ella nos lleva a  lugares que nunca antes experimentamos.
Si te ayudó o quieres dejar aquí algún comentario, siéntase a voluntad para hacerlo, así estaremos ayudándonos unas a otras. 
Besos dulces, hasta la próxima semana.
Catia Rubim
 

5 comments:

Anónimo dijo...

Buenas noches Señora excelente artículo. Dtb

Anónimo dijo...

Hola senora, este articulo me ayudo mucho, el diablo me ha atacado mucho en este sentido porque el sabe si no hay comunicacion entre el ser humano y Dios entonces, no hay nada. He luchado tanto en esta area, siempre que oro nunca encuentro las palabras precisas o de repente me encuentro pensando en otra cosa sin darme cuente. He tratado de ser sincera pero aveces hasta dudo de mis propias palabras, como si realmente voy a cumplir lo que dije. Seguire en esta fe y no me dare por vencida, gracias por todos los posts que usted hace, y todas las escritoras de este blog, todos los dias miro con anticipacion un mensaje porque me atudan mucho todos los dias. Gracias por ser un instrumento en las manos de Dios, para ayudar a las personas que quizas necesitan ayudan mas han tenido verguenza en asumir su condicion. Se que llegara adonde quireo llegar, ahorita no es facil pero no me doy por vencida. Gravias una vez mas

Anónimo dijo...

Si queria saber por que hay veces que no puedo concentrarme o estos dos ultimos dias no pude hablar con dios pero estuvo en todo momento pensando en el, ivual hoy pude ir a la iglesia y hablar pero estava muy distraida

Daiana Rios dijo...

Es verdad, el diablo quiere distraernos para que no adoremos, lo odio tanto cuando me doy cuenta que consiguio distraerme... y a la vez me ayuda a adorar mas intensamente porque se que estoy en el camino cierto...

Daiana Rios dijo...

Es verdad, el diablo quiere distraernos para que no adoremos, lo odio tanto cuando me doy cuenta que consiguio distraerme... y a la vez me ayuda a adorar mas intensamente porque se que estoy en el camino cierto...

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...