sábado, 18 de septiembre de 2010

Mujeres de la Biblia en tiempo real: La mujer sirofenicia, perseverancia


No quería dejar de hablar en esta serie "Mujeres de la Biblia en tiempo real", de la mujer sirofenicia o cananea.
La Biblia no habla de su nombre, pero tenemos mucho que aprender de ella.
Los cananeos eran un pueblo enemigo de los Judíos, tenían otras creencias y otras costumbres.
Ella ciertamente había oído hablar de los milagros de Jesús y salió a su encuentro. Su hija estaba enferma y necesitaba una solución urgente.
Había muchas barreras que la impedían llegar a Él, pero su fe y valor fue más fuerte que cualquier preconcepto.
Jesús al inicio no le hizo caso, pero ella insistió y escuchó esta respuesta: "no está bien tomar el pan de los hijos, y echarlo a los perrillos."
Con estas palabras, se podría esperar que ella dejase sus sentimientos aflorar, dar media vuelta e irse. Desistir es siempre el camino más fácil.
Aunque consciente de que realmente no era merecedora, perseveró pues sabía que sólo Él tenía la solución y muy humildemente le dijo: "Sí, Señor; pero aún los perrillos comen de las migajas que caen de la mesa de sus amos."
El Señor Jesús estaba admirado con tanta fe y tuvo que bendecirla, no podía ser de otra manera.
Nosotras las mujeres, normalmente somos muy sentimentales, podemos estar llenas de fe, ser perseverantes, pero de repente dejamos florecer nuestras emociones y en cuestión de segundos todo va cuesta abajo.
Una palabra grosera, una amonestación, una falta de atención, ya son motivos para entristecernos y quedar arrasadas.
No podemos permitir que por sentimentalismos, nuestra fe sea aniquilada.
¿Cuántas personas han abandonado la fe por cosas tan pequeñas, porque alguien no le dio los buenos días, o le volteó la cara y no respondió, por eso dejó de recibir el milagro.
Imaginen si la mujer sirifenicia se hubiera ido enojada, con el “no” que recibió de Jesús, su hija jamás seria sanada.
Vivir por fe es ser inmune a todas estas cosas que nos quieren impedir de alcanzar nuestras bendiciones y desviar nuestra atención.
Tenlo en cuenta, se una mujer de hierro y no de cristal.

2 comments:

Angelica dijo...

si tenemos que reaccionar y pensar que actuando por el sentimiento no ayuda en nada hay que usar la fe que agrada a DIOS!

Mabel Benitez La Plata dijo...

Es verdad Sra. que hoy vivimos en la era del sentimentalismo y eso ase que seamos mas frágiles y sensibles solo que para una mujer que vive en espíritu la carne esta muerta y como todo muerto no siente nada nosotras somos inmunes al sentimiento. La felicito por su blog y que el Señor le de mucha sabiduría y bendiciones

Publicar un comentario en la entrada

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...