martes, 26 de agosto de 2014

La humildad que precede la honra


Hola queridas amigas, ¿como están? Que todas tengan una semana muy bendecida. Hoy, mis lindas, el tema es muy interesante, ¿vamos a leerlo?

Quiero empezar haciéndote dos preguntitas: ¿Qué es la humildad? Y, ¿Usted se considera humilde? Humm, así es amigas, hablaremos acerca de esa palabrita mágica. Yo sé que muchas personas se consideran humildes e incluso podemos ver muchas personas dentro de la Iglesia que actúan y tienen carita de humilde, pero, ¿será que de veras son humildes? Voy a contar para ustedes mi ejemplo, ¿ok? Yo me consideraba una persona normal, no me creía orgullosa ni tampoco humilde, hasta que un día mi mamá me dijo que era muy orgullosa, claro que en la hora no me importé. Pero, cuando comencé mis primeros pasos en la Obra de Dios, fue ahí que comprobé que mi mamá tenía razón ¿Y cómo lo noté? Primero, yo me inspeccionaba para ver en donde necesitaba cambiar, pues quería agradar a Dios y no quería tener nada en mí que pudiese entristecerlo. Segundo, pude ver mis reacciones cuando alguien me reprendía, cuando veía a alguien hacer algo mejor que yo, cuando me decían cómo hacer las cosas, cuando no aceptaba esto o aquello por creer que de mi manera era mejor, cuando no pedía orientación por pura vergüenza de lo que iban a pensar de mí… Caramba, ¡yo estaba siendo muy orgullosa y ni lo percibía! ¡Que horror! Pero saben amigas, lo que me ayudó a reconocer y arrancar esa raíz mala, fue el deseo de agradar a Dios y comenzar a mirar para mí misma. Ese fu el primer paso para el reconocimiento de mi error, gracias a Dios por eso, pues pude esforzarme y humillarme delante de Dios para cambiar. Pues sino, hasta hoy estaría paralizada en el tiempo…

Ok, ¿pero por qué estoy escribiendo sobre humildad? Porqué yo sé que, nosotros, hijos de pastores, porque tenemos más tiempo de Iglesia, por tener papás pastores, el diablo puede aprovecharse de eso para poner un cierto orgullo de que somos mejores que alguien, que sabemos más, que ya aprendimos, que es muy vergonzoso pedir orientación si ya tenemos un papá que es pastor, pues, ¿qué pensarán de ti? Y etc.  cosas que en realidad son trampas del diablo para que dejemos de aprender aquello que Dios realmente quiere que aprendamos. Y eso es para todo el mundo. Evalúese amiga, y vea si usted no está teniendo actitudes de un orgulloso, como por ejemplo: no aceptas que te digan nada; crees que ya aprendiste y que todo debe ser hecho como tu quieres; no te gusta pedir ayuda, no pides orientación pues crees que es muy vergonzoso; siempre estas demostrando que está todo bien, aunque adentro tuyo gritas pidiendo ayuda; no te gusta que te corrijan, no aceptas ciertas cosas que el pastor predica; y así en adelante… ¿qué otras características tiene un orgulloso? Cuento con su ayuda en los comentarios, ¿ok?


Pero, el primer paso amigas, para cambiar esa situación es el reconocimiento y como dije antes, poner a Dios en primer lugar en su vida, pues así, buscarás en donde necesita cambiar para agradarlo. Si eso no acontece dentro de ti no sirve, pues el primer paso para vencer el orgullo es bajar la cabeza y mirar para usted misma. Después, evalúese y quiebre ese orgullo dentro tuyo venciendo todos aquellos síntomas que solo están retrasando tu vida. Y si amas a Jesús de verdad y él es el primer en tu vida, entonces, lo harás sin tardar,  pues amas tanto al Señor que quieres agradarlo en todo. Recuerden amigas, que la humildad viene antes de la honra.  ¿Qué te ha impedido de agradar a Dios? Un beso grande y que Dios las bendiga mucha… Kisses

Juliana Furucho

1 comments:

Hilda Valle dijo...

No soy hija de pastor, pero me identifico con su testimonio pues estoy hace mucho años en la iglesia y muchas veces por vergüenza una no pide ayuda. Yo creo que no soy orgullosa y alguien ya me dijo q si soy orgullosa, ahora paro y miro lo q usted acaba de citar, y debo reconocer que solo las ganas inmensa de querer agradar a Dios puede ayudarme a salir adelante con mi vida, pues con el orgullo no he podido avanzar para ningun lado.

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...