lunes, 2 de mayo de 2016

¡Dios es buenito!




Usted ya debe haber escuchado eso de la boca de alguien, ¡yo ya lo oí muchas veces! Esas personas viven afirmando que Dios es buenito y por eso tratan de “sacar provecho” de la bondad de Dios y así vivir en la disciplina.
Ellas afirman categóricamente que pueden hacer lo que desearen pues pronto pueden pedir perdón y Dios por ser tan bondadoso, misericordioso, amoroso, está dispuesto a perdonar.
Es verdad que Dios es todo eso, pero no se olviden de los otros atributos de Dios, como la justicia y la disciplina por ejemplo.
Si la persona teniendo conocimiento de la palabra de Dios, vive jugando, no toma con seriedad, no tiene una fe con responsabilidad, ¿dónde ella irá a parar? Pues no se olvide que todo lo que plantamos, lo vamos a cosechar y Dios sabe cuándo el arrepentimiento es sincero y cuándo la persona tiene la intención de pecar otra vez.
Él perdonó a la prostituta pero le dijo: “Ve y no peques más”.
Si ella desobedeciera la enseñanza de Jesús y al día siguiente estuviera en la misma situación al punto de ser apedreada, tal vez Él no estaría más allí y ella realmente moriría. Eso es lo que sucede, el pecado mata a la persona espiritualmente hablando.
Tal vez el diablo ha usado personas sin temor para darle consejos errados, o usted misma por falta de temor ha tomado decisiones equivocadas. Vea cuántas excusas para el error.
·      Hazlo, nadie está viendo. Dios y el diablo ven
·      No precisas ser fanática, Dios es buenito y sabe que eres joven. Por eso Él dejó reglas para preservarla y que usted no sufra, más allá de su dominio.
·      Dios entiende, Él conoce sus necesidades. Él también la hace fuerte y racional.
·      Resolvemos este pecado entre nosotros, nadie necesita saberlo, es Dios quien perdona, no los hombres, todo seguirá igual. Entonces sigue haciendo la obra de Dios sin haber confesado, débil sin la mínima condición de ayudar a las personas, con el diablo atormentándola.
·      Ellos son muy observadores, Dios es muy misericordioso. Es verdad, pero Él también conoce la intención de su corazón y si vive dando excusas para seguir pecando.

Cuidado, viviendo una vida sin reglas usted nunca podrá recibir el Espíritu Santo, nunca podrá ser usada por Dios y lo peor es que nunca alcanzarás la salvación eterna. Cuántas pérdidas, ¿no es así?
Escribí todo esto para ayudarla, no para culpar ni mucho menos condenar, sino para que usted pueda abrir sus ojos y salir de esa armadilla del diablo, la cual es como una tela de araña que le atrapó y en la que usted no consigue escapar, pues educó su cerebro a siempre tener una excusa para su pecado.

Una cosa es pecar, otra bien diferente es vivir en la práctica del pecado.
Dios le bendiga y le dé fuerzas para ser decidida y determinada.

3 comments:

Anónimo dijo...

Hola Sra.Tania nuy bueno el articulo es verdad ante todo Dios es Justicia y no complace del pecado.
Marcela Lopez.
Buenos Aires.

johanaledezma dijo...

DIOS ES BUENITO: una cosa es pecar y otra bien diferente es vivir. En el pecado, no podemos tener una ddisculpa para vivir en el error. Lo más sensato es el arrepentimiento y no volver a caer en lo mismo.

Ana yamileth Robledo. dijo...

Dios conoce la intención de nuestro corazón, el es justo y no se agrada de aquel que pide perdón pero vuelve a hacer lo mismo.

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...